viernes, 28 de junio de 2019

CUÁL ES EL MEJOR TRATAMIENTO PARA LA ELEFANTIASIS - Linfedema Primario y Pedidátrico, Linfedema Secundario - Filariasis Linfática - Podoconiosis - Dermatolinfangioadenitis (DLA) - Enfermedad Rara - Elegir un Centro y Unidad de Referencia/Excelencia de Linfedema


Primero hay que analizar si los auto-cuidados básicos del paciente por si solos, consistentes en higiene de la piel, ejercicios y elevación de las extremidades, son suficientes para reducir y detener la progresión del linfedema hacia el Estadío III-elefantiasis.

La efectividad de la higiene básica, cuidado de la piel, ejercicios específicos y la elevación de extremidades linfadematosas, son una parte de la rutina diaria de los auto-cuidados de los pacientes y están destinados a la prevención de posibles infecciones dérmicas, pero esto no es suficiente para prevenir Dermatolinfangioadenitis - DLA (Celulitis Infecciosa), Erisipela y Linfangitis, sin la necesaria reducción y terapia compresiva del edema. Los resultados clínicos de las intervenciones para controlar el linfedema, muestran que son necesarias las medidas simples de higiene, pero estas por si solo no reducirán el volumen de las extremidades. 
Todo linfedema sea cual sea su causa o el entorno, necesita terapia de compresión reductiva y prendas de contención como tratamiento, para retener la progresión de la enfermedad. Sin el uso diario de prendas de compresión, es imposible en la mayoría de los casos, controlar el hinchazón crónica progresivo del edema linfostático. La elefantiasis es el estado más avanzado de todo linfedema, sea cual sea su causa y, es necesario un cuidado y tratamiento especial para la reducción del edema y control de la consecuente discapacidad. 

lA mejor opción de tratamiento para la elefantiasis es la TCD (Terapia Compleja Descongestiva), se considera como el "Gold Standard" (Tratamiento de Excelencia) para la reducción del volumen de extremidades. Este tratamiento especializado consiste en Drenaje Linfático Manual (DLM)) y Vendajes Multicapa realizados por fisioterapeutas especializados, así como otros componentes como son el cuidado de la piel, la dieta y los ejercicios. La cirugía de escisión radical (Técnica de Charles), dirigida a eliminar la piel comprometida y el tejido subcutáneo, siempre debe ser la última opción, ya que con frecuencia está asociada a una pérdida significativa de sangre, morbilidad, infecciones, disfiguración permanente y recurrencia de los síntomas. 

Los pacientes deben tener especial cuidado a la hora de elegir un "Centro o Unidad de Referencia/Excelencia" de Linfedema, ya que no todos los centros y países ofrecen y proporcionan las mismas opciones de tratamiento. La mejor elección son los Centros y Unidades de Referencia/Excelencia que aplican la Terapia Compleja Descongestiva (TCD), que está reconocida como el tratamiento "Gold Standard" (Estandar de Excelencia) para el Linfedema. Lea más sobre los componentes que forman parte del tratamiento Gold Standard AQUÍ.
El linfedema sin tratamiento o prendas de compresión, incluso con la intervención de medidas higiénicas simples, como son los cuidados de la piel y elevación de las extremidades, no son suficientes para controlar los episodios inflamatorios debidos a dermatolinfangioadenitis bacteriana (DLA). La evidencia disponible apoya firmemente la efectividad del manejo del linfedema con una buena terapia y prendas de contención, para controlar la progresión y el avance de la enfermedad. El tratamiento con la Terapia Compleja Descongestiva (TCD) y las prendas de compresión consigue resultados predecibles, mostrando una espectacular mejora funcional (discapacidad) y estética (desfiguración), y un alto índice de satisfacción general en térrminos de Calidad de Vida. 

Protocolos y guías de práctica clínica internacionales recomiendan medidas simples de higiene para casi todas las enfermedades, pero en el caso de linfedema esto no es suficiente para controlar el volumen y para prevenir la progresión de sus manifestaciones clínicas. Edemas linfostáticos sin tratar o tratados inadecuadamente, tienen más riesgo de desarrollar complicaciones incluso letales, como septicemia (Sepsis) o linfangiosarcoma. Lea más sobre qué país tiene la mejor cobertura sanitaria para el tratamiento de linfedema AQUÍ. 

Con referencia al linfedema secundario debido a infección filarial (filariasis linfática), hay países que han interrumpido con éxito la transmisión de filariasis mediante el tratamiento masivo con medicamentos antiparasitarios, pero el acceso a un buen tratamiento de compresión y prendas de contención para prevenir la morbilidad y la discapacidad en los linfedemas ya instaurados, se ha quedado retardado y así las personas continúan sufriendo los efectos discapacitantes y estigmatizantes que conlleva el Linfadema Estadío III-elefantiasis linfática.

PINCHA PARA VER VIDEO DE LA MEJOR OPCIÓN DE TRATAMIENTO PARA LA ELEFANTIASIS-ESTADIO-4-LINFEDEMA (TRATAMIENTO NO QUIRÚRGICO):


Artículos relacionados que le pueden interesar: 
(Pincha sobre el texto)





















INCIDENCIA Y PREVALENCIA 
DEL LINFEDEMA
 (pincha sobre el texto













Print this post